Sébastien Ogier (Toyota) solo cedió su primer scratch durante la ES6 ante Elfyn Evans (Toyota), pero volvió a ganar en la ES7 y parece tener todo controlado. 

Sébastien Ogier (Toyota Yaris Rally1 Hybrid #17)

Ogier ya había dominado desde el ‘Shakedown’ y también las dos especiales nocturnas de ayer, y hoy ha salido a completar su tarea. El gran campeón francés ha sido el único ‘valiente’ que se ha arriesgado a llevar cinco neumáticos –el resto iba con seis– y le ha salido la jugada bien, ya que se ha llevado los tres ‘scratches’ del bucle matinal pese a tener un problema de entrega de potencia en la parte híbrida de su Toyota GR Yaris Rally1.

Sus rivales como Kalle Rovanperä ha tenido un leve golpe con las protecciones en el quinto tramo y Elfyn Evans ha sufrido una pinchadura y ha perdido más de 40 segundos.

Elfyn Evans (Toyota Yaris) sufrió una pinchadura y dejó de molestar a Ogier

Tras la demostración de la mañana, Sébastien Ogier se lo ha tomado con un poco más de calma en el inicio de las especiales vespertinas y Elfyn Evans ha podido lograr su primer scratch, aunque el francés ha vuelto a la carga en la segunda pasada por Puget-Théniers / Saint-Antonin y no hacía más que aumentar su ventaja, mientras el galés trataba de remontar en la medida de lo posible.

Al final, en la segunda pasada por Briançonnet / Entrevaux Kalle Rovanperä ha conseguido su primer scratch en este rally–, Sébastien Ogier ha terminado la jornada con 36 segundos de ventaja sobre su compañero finlandés en la general y 37,9 segundos sobre Neuville (Hyundai); Tänak (Frd Puma) ya está a 54 segundos y tanto Evans (Toyota) como Sordo (Hyundai) están a más de un minuto.

Sébastien Ogier (Toyota Yaris Rally1 Hybrid #17)

Ott Tänak (Ford Puma Rally1 EcoBoost Hybid)

Thierry Neuville (Hyundai i20 Rally1 Hybrid)

Ott Tänak (Ford Puma Rally1 EcoBoost Hybid)

La etapa de mañana está compuesta por dos especiales con más de 111 kilómetros cronometrados en lasque no habrá asistencia intermedia –simplemente una zona habilitada para cambios de neumáticos–, así que los pilotos deberán ir con mucho cuidado.

Héctor Daniel Oudkerk