Hacia el final de 2019 BMW presentó en el Salón de Frankfurt su propuesta de pila de combustible de hidrógeno sobre el prototipo BMW i Hydrogen NEXT. Este vehículo estará basado en el SUV X5.

La firma bávara ha querido ofrecer un adelanto sobre la tecnología que equipará este modelo y ha dado a conocer los primeros detalles técnicos: por ejemplo ya sabemos que la potencia total del sistema será de 275 kW (374 CV). 

Según ha explicado BMW, el sistema de fuel cell del BMW i Hydrogen NEXT genera hasta 125 kW (170 CV) de energía eléctrica a partir de la reacción química entre el hidrógeno y el oxígeno del ambiente.
Esto significa que el vehículo no emite nada más que vapor de agua, como hacen el resto de vehículos de hidrógeno. El convertidor eléctrico ubicado debajo de la celda de combustible adapta el nivel de voltaje al del propulsor eléctrico y a la batería, que es alimentado tanto por la energía de frenado como por la energía originada en la celda de combustible.

Tiene un par de tanques de 700 bares que pueden contener seis kilogramos de hidrógeno. «Esto garantiza un largo alcance independientemente de las condiciones climáticas«, promete el vicepresidente de tecnología y vehículo de celdas de combustible de hidrógeno en el Grupo BMW, Jürgen Guldner.
De momento no se han dado datos acerca de la autonomía, pero es más que probable que se sitúe en torno a los 600-700 km.
Este vehículo se podrá llenar en una hidrogenera en un máximo de 4 minutos

La batería de potencia máxima colocada sobre el motor eléctrico inyecta una dosis extra de dinámica al adelantar o acelerar. La potencia total del sistema será de 275 kW (374 CV). ( sumadas la fuel cell más la batería)

Pero antes de su lanzamiento, este tren de potencia eléctrico de pila de combustible de hidrógeno se pondrá a prueba en una pequeña serie basada en el BMW X5 actual que BMW planea presentar en 2022.
El fabricante alemán no se atreve a dar fechas, pero es más que probable que no sea hasta a partir de 2025 cuando veamos el primer coche de hidrógeno firmado por BMW.
BMW y Toyota relativizan el auge del coche eléctrico, y van a apostar fuerte por el coche de hidrógeno

La firma alemana ha hecho una fuerte apuesta por el hidrógeno y asegura que «la tecnología de la pila de combustible de hidrógeno podría convertirse en el cuarto pilar de nuestra cartera de motores a largo plazo. Los modelos de gama alta en nuestra familia X serían candidatos particularmente adecuados aquí».

El Grupo BMW, que ha estado trabajando con Toyota en tecnología de celdas de combustible desde 2013, sigue trabajando con la marca nipona en sistemas de propulsión de celdas de combustible y componentes modulares escalables para vehículos de celdas de combustible de hidrógeno.
fuel cell de Hidrógeno

«En nuestra opinión, el hidrógeno como portador de energía debe producirse primero en cantidades suficientes a un precio competitivo utilizando energía verde. Entonces, el hidrógeno se utilizará principalmente en aplicaciones que no pueden ser directamente electrificadas por baterías, como el transporte pesado de larga distancia«, ha explicado el miembro del Consejo de Administración de BMW AG, Investigación y Desarrollo, Klaus Fröhlich.
ver:http://diarioautomotor.com.ar/2020/03/hydrogen-powered-bmw-la-pila-de.html