logo-symbio-footer
Symbio
PSA y Michelin ya tiene la aprobación de la Comisión Europea para iniciar la actividad de Symbio, una joint venture que queda ahora participada entre ambas empresas y que desarrollará motores de hidrógeno para automóviles.
Mientras las marcas asiáticas llevan tiempo apostando por el hidrógeno, en el resto del mundo se siguen dando tímidos pasos en este tipo de mecánica eléctrica como alternativa a los vehículos electrificados de batería.
El pasado mes de marzo, ambas empresas francesas firmaban un acuerdo para crear una entidad conjunta con la pila de combustible como protagonista. Así, Symbio, tecnológica perteneciente a Michelin, quedaba participada al 50 % por PSA a través de su filial Faurecia, especializada en componentes de vehículos. Ahora esta sociedad ha recibido el OK de la Comisión Euopea tras comprobar no infringe las leyes de competencia europeas.
Symbio centrará su hacer en las mecánicas de pila de combustible, tanto en lo que toca al desarrollo de motores y tanques de hidrógeno, como a la producción y distribución de los mismos. 
Asimismo, en este escrito recordaban que las mecánicas de pila de combustible han sido señaladas por la Unión Europea como una de las seis tecnologías más importantes de interés común para el Viejo Continente. 
Una de las trabas la encontramos en su reducida rentabilidad, derivada del elevado coste de su proceso de producción  y que se refleja en el precio del hidrógeno como combustible: el costo por kilo está cercano a los 10 euros. No obstante, recientemente, se ha presentado un proceso de extracción, haciendo uso de pozos de petróleo, que podría reducir su coste en un 75 %
Los estudiosos de la Universidad de Calgary (Alberta, Canadá) han patentado un nuevo proceso para extraer hidrógeno de los yacimientos existentes de arenas petrolíferas. Según han descubierto estos investigadores, si se inyecta oxígeno en los pozos de petróleo, se produce una reacción que eleva la temperatura y libera hidrógeno. Así, y mediante filtros especializados, este gas puede separarse de otros, y dicho procedimiento no presenta elevados costes.
Además de la evidente ventaja económica de este proceso de extracción del hidrógeno, se suma el hecho de que los actuales pozos de petróleo, se pueden convertir en productores de hidrógeno mediante este sistema. Es decir, se pueden aprovechar las infraestructuras existentes de petróleo, incluso aquellas abandonadas, que pasarían a producir combustible en clave eco. Lo que asimismo supone un ahorro.
Hasta ahora la producción de hidrógeno se realiza mediante diversos métodos todos costosos que requieren la separación del hidrógeno de otros elementos químicos, como el carbono (de los combustibles fósiles) o el oxígeno (en el caso del agua).
El descubrimiento y desarrollo de métodos más baratos de producción masiva de hidrógeno si es que el desarrollo de la universidad de Alberta llega a buen puerto, acelerará el establecimiento de la denominada economía de hidrógeno.


Los métodos actuales más comunes para obtener Hidrógeno son:
1) Reformado con vapor
El hidrógeno producido en masa para fines industriales, suele obtenerse por Reformado con vapor de agua del gas natural. A altas temperaturas (700–1100 °C), el vapor de agua (H2O) reacciona con el metano (CH4) produciendo syngas (gas natural sintético). CH4 + H2O → CO + 3 H2
2) Monóxido de carbono
El hidrógeno puede obtenerse de la reacción del vapor de agua con el monóxido de carbono que requiere una menor temperatura (aproximadamente 130 °C):  CO + H2O → CO2 + H2
3) Proceso de Kværner
El Proceso de Kværner es un método, desarrollado en la década de 1980 por una compañía noruega del mismo nombre, para la producción a partir de hidrocarburos (CnHm), como el metano, gas natural y biogás.
4) Producción de hidrógeno por fermentación
Producción de hidrógeno por fermentación es la conversión de materia orgánica en biohidrógeno manifestada por un diverso grupo de bacterias por medio de enzimas.
5) Producción Biológica
El biohidrógeno puede producirse en un biorreactor de algas. A finales de los 1990s se descubrió que si a las algas se les priva de azufre cambiaran de producir oxígeno, la fotosíntesis normal, a la producción de hidrógeno.
6) Electrólisis: