Opel-Grandland-GSe

Opel está ampliando gradualmente su nueva etiqueta GSe, dedicada a los vehículos híbridos más orientados al rendimiento.

Después del Astra, el Grandland ofrece a su vez una versión GSe. La receta sigue siendo la misma: Opel combina un potente eléctrico con un aspecto deportivo, sin realizar cambios técnicos significativos.

Opel-Grandland-GSe

Opel-Grandland-GSe

En el exterior, el Opel Grandland GSe muestra la musculatura sin caer en la exuberancia. Las llantas de aleación ligera de 19 pulgadas y el nuevo difusor trasero aportan un toque extra de agresividad al SUV alemán. El capot negro es opcional, a juego con los detalles en negro brillante del emblema, las tomas de aire del paragolpes, la placa protectora, las cubiertas de los retrovisores, el techo, el alerón, el faldón trasero y las llantas de aleación.

Opel-Grandland-GSe

En el interior, butacas deportivos, logos GSe en los respaldos y tapizados en Alcantara.

Opel-Grandland-GSe

Vauxhall-Grandland-GSe

Técnicamente, por tanto, el Opel Grandland GSe no depara sorpresas. Las únicas modificaciones se refieren a la calibración de las suspensiones y la dirección, revisadas para dinamizar el comportamiento del vehículo y utiliza el motor híbrido enchufable de 300 hp que ha estado disponible durante un tiempo en este modelo.

La combinación de un motor turbo de 1.6 litros con 2 motores eléctricos (incluido uno en el eje trasero) proporciona tracción en las 4 ruedas. Por el lado del rendimiento, el vehículo puede acelerar de 0 a 100 km/h en 6,1 segundos y alcanza una velocidad máxima de 235 km/h.

Al igual que otros modelos de Stellantis equipados con el paquete híbrido de 300cv, el Opel Grandland GSe utiliza una batería de 13,2kWh, que «en teoría» ofrece algo más de 50km en modo eléctrico

Opel-Grandland-GSe

No sabemos por qué Opel no utilizó el sistema de propulsión PHEV más potente del DS 7 E-Tense 4×4 360 relacionado mecánicamente, pero tal vez Stellantis quiera aumentar la diferenciación entre los modelos hermanos de las marcas premium bajo su paraguas.

El precio del Opel Grandland GSe aún no ha sido comunicado aunque se espera alrededor de 55.000 €.

Héctor Daniel Oudkerk