Navistar Collaborates with General Motors And OneH2 To Launch Hydrogen Truck Ecosystem

LISLE, 27 de enero de 2021 – En colaboración con General Motors y OneH2, Navistar, Inc., una subsidiaria de Navistar International Corporation (NYSE: NAV), está desarrollando  un sistema de camiones para larga distancia sin emisiones.

El proyecto está avanzando y entrará próximamente en fase de pruebas para desarrollar una tecnología que involucra a algunos de los actores más importantes del sector de camiones pesados en Estados Unidos.

El camión PHEV de Navistar y General Motors recibirá además el soporte en infraestructura de OneH2. Se trata de un International RH que entrará en fase de pruebas en 2022 y cuya tecnología debería estar disponible a partir de 2024.

Este camión a fuel cell de H2 espera lograr una autonomía de aproximadamente 800 kilómetros por cada recarga de hidrógeno, en la que deberían invertirse no más de 15 minutos. También en este camino están Hyundai, Toyota o Daimler-Volvo, pero que cuenta con el rechazo del Grupo Volkswagen que no ve futuro en esta tecnología.

La tecnología GM Hydrotec de General Motors cuenta con dos unidades de fuel cell. En cada una de las pilas de combustible se encierran más de 300 celdas de combustible de hidrógeno encargadas de generar la electricidad que alimentará un número de motores indeterminado por el momento.

En General Motors son optimistas con este proyecto y aseguran que el costo de fabricarlo asociado a la distancia recorrida será comparable a los camiones Diésel, según Doug Parks, vicepresidente de Desarrollo de Productos Globales de la corporación.

Por su parte, OneH2 se encargará de desarrollar un ecosistema de abastecimiento de hidrógeno que abarca desde la producción del combustible a la distribución. La colaboración entre Navistar y OneH2 se está materializando en una inversión en capital por parte de Navistar en OneH2 y la promesa de crear una flota de 2.000 International RH.

Según Persio Lisboa (presidente y CEO de Navistar), «las celdas de combustible de hidrógeno son una promesa para el transporte pesado por carretera«,  aludiendo a su capacidad para una recarga rápida y un radio de alcance ampliado con respecto a la actual tecnología eléctrica de baterías.
La última barrera de entrada que deberán sortear es la del precio de adquisición. Con la tecnología de pila de combustible dando sus primeros pasos el costo de compra es al día de hoy muy alto en comparación con un camión Diésel, pero esperan que cuanto más producción se logre bajen los costos unitarios.
«La visión de GM de un mundo con cero emisiones no se limita a los vehículos de pasajeros. Creemos en vehículos eléctricos para todos«, dijo Doug Parks, vicepresidente ejecutivo de Desarrollo de Productos Globales, Compras y Cadena de Suministro de GM. «Estamos encantados de trabajar con empresas de ideas afines como Navistar y OneH2 para ofrecer una solución completa para los transportistas progresivos que desean eliminar las emisiones del tubo de escape con una solución de energía que pueda competir con el Diésel«.
Qué es Navistar ? Navistar International Corporation (NYSE: NAV) es una sociedad cuyas subsidiarias y afiliadas producen camiones comerciales de la marca International®, motores Diésel y autobuses escolares y comerciales de la marca IC Bus®