MG4

MG pegó muy fuerte al presentar su MG4. Al llegar al exigente mercado europeo su precio ultra bajo presagiaba lo peor, pero por el contrario al analizarlo fue una gran sorpresa la dada por el fabricante chino.

Entre los constructores chinos, MG es uno de los más prometedores. Por supuesto, la marca todavía dice ser de «ascendencia inglesa», pero sabemos que la salsa de soya hace tiempo que reemplazó a los scones en sus venas. 

MG4

MG4

El vehículo no fue desarrollado en absoluto en el UK y esto se demostró en la calidad de construcción, el manejo y muchos otros aspectos, aunque ya el anterior modelo ZS se europeizó durante su rediseño en 2021. Pero es justo decir que al analizar el nuevo MG4, se puede decir con seguridad que la marca ha entrado en una nueva era.

MG4

MG4

MG4

En el interior el MG4 tiene un diseño ciertamente falto de inspiración, pero con materiales correctos, un equipamiento muy completo y una habitabilidad muy satisfactoria para un compacto de 4,29 m de largo (gracias a la gran distancia entre ejes de 2,71 m).

Eso sí, sigue habiendo mucho plástico duro, el sistema de info-entretenimiento es un poco lento, poco ergonómico y austero, servido además por una pequeña (para el uso actual) pantalla táctil de 10,25 pulgadas. Pero, sinceramente, ¿realmente podemos esperar otra cosa de un vehículo eléctrico con una gran batería y que se vende en Europa, en su acabado más alto, por 34.990 € y unos 30.000 en las más básicas? 

MG4

MG4

MG4

MG4

MG4

Cómodo y equilibrado especialmente en la carretera, el MG sigue convenciendo con un comportamiento honorable. La comodidad es incluso sorprendente, entre la correcta amortiguación, los asientos delanteros y traseros muy bien acolchados y los neumáticos de perfil alto (las llantas más grandes disponibles alcanzan un máximo de 17 pulgadas).

El MG4 puede ser conducido a buen ritmo, aunque sus neumáticos de baja resistencia a la rodadura distan mucho de ser los más eficientes que existen para quien pretende algo deportivo. Por su parte, la dirección es muy artificial, independientemente del modo de conducción elegido. Y para cerrar el capítulo de quejas, la frenada también requiere de un tiempo real de adaptación (como ocurre en muchos EV), tanto que hay que pisar fuerte el pedal para que la deceleración sea efectiva. Afortunadamente tiene un control «by wire», es decir sin enlace físico entre el pedal y el sistema electrohidráulico que acciona los pistones de las pinzas de freno, por lo que se puede configurar a través de la pantalla táctil para tener un ataque más mordaz.

MG4

En términos de desempeño, el MG4 puede contar con 204 hp y 250 Nm de torque con su batería grande de 64 kWh (170 hp para el nivel de entrada y su batería de 51 kWh). Tiene el tamaño perfecto para mover los 1.685 kg del MG4 Premium, dando aceleraciones francas para adelantar serenamente. La caballería se envía solo sobre las ruedas traseras y esto se hace sentir ya que al pisarlo fuerte interviene el ESP con bastante frecuencia.

MG anuncia hasta 450 km de autonomía pero sería más real hablar de 300 km en un recorrido mixto, con carriles rápidos. Pero como siempre, con los coches eléctricos, la conducción, el recorrido y hasta la temperatura tendrán una gran influencia en el consumo.

Es una ambiciosa apuesta europea la de MG… en última instancia, ciertamente tiene sus defectos, pero no hay mucho que odiar de este MG4, especialmente si se tiene en cuenta su precio imbatible. Es sencillo, actualmente no existe una competencia seria a este nivel de precio, que pueda ofrecer tanto en términos de habitabilidad, prestaciones y equipamiento.

Podemos darle un punto a favor a su aspecto, pero gustos y colores no se discuten! Y hay que reconocer que el auto es ultra pragmático y que es una elección que no debe descartarse para quien quiera dar un paso sereno hacia lo eléctrico a un precio razonable.

Hay muchos fabricantes chinos que quieren entrar en Europa. Pero pocos han conseguido pasar, en apenas dos años, de 1 a 144 concesionarios en países como Francia.. y MG lo logró. (un gigante que juega en casa como Renault tiene más de 5.000 en Francia, por tener un punto de comparación).  Y esto es solo el comienzo, ya que el MG4 se basa en una nueva plataforma modular eléctrica denominada MSP, que puede ir desde el city car hasta el sedán familiar, capaz de soportar baterías líquidas o sólidas, una arquitectura de 800 V, etc. y tal como MG anunció, habrá 10 nuevos modelos para Europa para 2025, todos los tipos de energía combinados. El MG4 es el primero de ellos y próximamente estará disponible también en una versión deportiva de 450 CV con tracción a las cuatro ruedas.

Es decir, la ambición de la marca, en el seno del grupo SAIC desde 2007, ¡no tiene límites!

Héctor Daniel Oudkerk

fuente https://abcmoteur.fr/