Henry Fisker logró el primer paso…el Fisker Ocean será un auto de producción gracias a una inversión millonaria que permite su fabricación en serie
Y es que pintaba tan bien que no merecía que el SUV eléctrico  de Fisker Automotive, el autodenominado como el más sostenible jamás construido, Fisker Ocean, no se pudiera concretar como vehículo de serie.

Este SUV eléctrico del fabricante estadounidense contaría con paneles solares en su techo, algo en lo que, por ejemplo, Lightyear ya está probando en los Tesla Model 3.

Henry Fisker, el emprendedor empresario no claudicó tras la quiebra de la actual Karma Automotive y resurgió cual Ave Fénix con más ganas y empeño que nunca con Fisker Automotive.
Además de invertir su propio dinero, Fisker necesitaba un apalancamiento con la entrada de capital que permitiera empezar a fabricar su SUV eléctrico.
Esto ha sucedido y, según la propia firma estadounidense, Moore Strategic Ventures se convierte en socio del constructor de vehículos sostenibles gracias a unos moderados 50 millones de dólares que ha invertido en Fiker Automotive.
Esto permite a Fisker poner en marcha la maquinaria de construcción del SUV eléctrico de lujo y alta tecnología.

El que dirije técnicamente todo es Burkhard Hunke, el que fuera vicepresidente de Movilidad Eléctrica de Volkswagen para Estados Unidos, ahora entra a formar parte del equipo directivo de Fisker Automotive como director de tecnología.

De esta forma, la fabricación en serie del SUV eléctrico ha sido oficialmente fijada para el 2022.

ACTUALIZACIÓN 15/7/2020
Fisker dijo que está en conversaciones con el Grupo Volkswagen para usar piezas clave del vehículo, incluida una batería, en un SUV eléctrico programado para comenzar la producción en 2022.
La startup dijo en una presentación de inversionistas presentada el lunes ante la Comisión de Bolsa de Valores de EE. UU. Que planea usar la plataforma de matriz eléctrica modular de VW Groups, o MEB, para reducir costos y reducir a la mitad el tiempo de desarrollo de su modelo debut, el Ocean SUV.
También adoptará la tecnología de batería de ese fabricante de automóviles para alimentar el SUV.
«Fisker está negociando con VW para asegurar una fuente de suministro de baterías que proporcionaría a Fisker el beneficio de uno de los contratos de suministro de baterías más grandes del mundo«, dijo la compañía.
Los representantes de VW en los Estados Unidos no tuvieron un comentario inmediato.
El CEO de Fisker, Henrik Fisker, dijo en una entrevista que su compañía está en conversaciones con varios fabricantes de automóviles para contratos de suministro de piezas, pero no mencionó a VW por su nombre.
«No necesitamos hacer nuestro propio aire acondicionado eléctrico, cremallera de dirección, ni siquiera la plataforma«, dijo.