El equipo Borgward Rally hizo ya dos presentaciones en el Dakar. En 2018, con la presencia de dos unidades, fue el preparador, Erik Wevers, el encargado de llevar el auto hasta la meta, mientras que Nicolás Fuchs decía adiós en la décima etapa por una pérdida de presión de aceite.
Wevers volvió en 2019 para seguir con el desarrollo del coche. En la quinta etapa, el holandés, copilotado por Ashley García, debía abandonar tras un fuerte golpe en el que se dañaba el chasis del Borgward .


Habiendo acumulado los dos años de experiencia con el Borgward BX7 DKR  Nani Roma llega a Borgward.
Entre las mejoras de esta versión Evo destacan un nuevo motor y una nueva suspensión adaptada al nuevo reglamento técnico, manteniendo exteriormente los mismos elementos que ya fueron utilizados en la última edición. El BX7 se dirige hacia Marruecos para que Nani y Oliveras realicen un Shakedown previo a la disputa del Rally de Marruecos, del 3 al 9 de octubre.

Roma se haya llevado consigo su patrocinio personal con Monster Energy a esta nueva aventura.

«El Borgward funciona muy bien y que conozco un poco porque seguí su evolución en los dos últimos años. Es un vehículo muy resistente y gracias a la tecnología de hoy en día creo que estaremos con posibilidades de lograr un buen resultado. Evidentemente, tenemos que ir paso a paso, entender las cosas nuevas del equipo y cómo el equipo trabaja» dice Nani Roma